domingo, 5 de mayo de 2019

Mangantes hispanos y sajones


La diferencia entre los anglosajones y los latinos es que ellos se portan mejor que nosotros cuando nadie los ve. En España nos va la pillería. A veces incluso la admiramos. Eso explica las irreales cifras de paro (existe una endémica y enorme economía en B).

Y tal vez por eso somos el único país que ha dedicado todo un género literario a los tramposos: la novela picaresca.
Con semejante percal es de ilusos fabular con unos partidos inmaculados. Al tocar poder siempre acaba surgiendo algún golfo. El problema, claro, comienza cuando los golfos se convierten en tropel, que es lo que les ha pasado a PSOE y PP, al ser los partidos que más han gobernado.

Pero no siendo el PSOE ejemplo de nada, es cierto que el último lustro del PP ha sido un constante chapotear en el lodo. Su tesorero ocultaba una fortuna en Suiza. Rato, el cerebro económico del aznarismo, el hombre que pudo reinar, está en la cárcel, como el ministro Matas.

En el PP valenciano se acaba antes diciendo quién no resultó imputado. En el Madrid de Aguirre operaban Rinconete y Cortadillo (Granados y González). La red de Correa, Fabra... Sorprende lo poco que se habla de la influencia de la corrupción en el descalabro del PP, cuando lo cierto es que muchos votantes del partido  se han pasado a Ciudadanos asqueados por el carrusel de escándalos. La mayoría de los casos se fraguaron en la etapa de Aznar.

6 comentarios:

  1. Los sajones actuarán más honestamente cuando nadie los ve, en teoría, pero es que son unos tramposos natos en cualquier circunstancia.
    Prefiero ver venir a un gitano que no saber por dónde te la va a hincar un británico.

    ResponderEliminar
  2. Toda la geografía española estaba corrompida por los secuacees sociatas y peperos. No era dificil de advertirlo con tanto cargo gordo en los juzgados.

    ResponderEliminar
  3. Si hasta la ESPE, famosa poe denunciar atodo quisqui ha sido pillada con las manos en la masa púbica.

    ResponderEliminar
  4. En tiempos del Felipato socialista robaron hasta de la CAJA DE HUERFANOS de la Guardia Civil.

    ResponderEliminar
  5. Si exceptuamos a la cocinera y al capellán de la Moncloa, sospecho que todos los demás que circulan por ahí están pringados. ¿Cómo no va a darse cuenta la gente de la calaña de esos gobernantes?

    ResponderEliminar
  6. Lo malo es que los votantes en masa abandonan un partido corrupto en masa para irse a uno supuestamente más limpio, lo malo es que también lo hacen los que van buscando el medrar, robar y trapichear.

    ResponderEliminar